COOKIES:  Usamos cookies para ofrecerle una experiencia mejorada. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. ·  Más información » ACEPTAR
Publicidad
Motor 2000
 Síguenos en YouTube.com  RSS
Viernes, 22 noviembre - 2019 (16:02 h.)
Compartir: Compartir en Facebook Compartir en Twitter
III Camel Off-Road (Las Palmas) 1990
Primer triunfo de Aythami Alonso-Juan Llinares
En la década de los 90 vivían su época de esplendor los llamados “Camel Off-Road”, definición aplicada en virtud de su patrocinador a los rallies secretos sobre tierra, cuyo campeonato constaba de tres pruebas en Gran Canaria y otras tantas en la isla de Tenerife, en las cuales se citaban todos los pilotos ‘grandes’ de la época junto a los nuevos valores. Tomaron la salida 113 coches y 23 motocicletas.
2 ComentariosImprimir28-07-1990  |  Juan J. Alonso
AMPLIAR
El tercer rallye de aquella temporada 1990 se disputaba en las pedregosas pistas del sur de Gran Canaria, tras “calentar motores” en el Circuito Islas Canarias, el corto tramo espectáculo que iba a ser el canto de cisne para Fernando Capdevila, pues después de marcar el scratch abandonaba en el siguiente enlace por rotura de la correa de distribución en el Metro 6R4.

El TC2 “La Montaña” en las proximidades de El Tablero, el más duro y largo del rallye, marcaba el scratch Aythami Alonso, copilotado por Juan Llinares en el Mitsubishi Montero, situándose en la general a 4 segundos de Lorenzo García-Roady (Austin Metro 6R4) y un segundo por delante de José María Ponce (BMW 325 IX) mientras Antonio Ponce (Citroën Visa 1000 Pistas) penalizaba 5 minutos, abandonando posteriormente con el motor tocado.

Tras los scratchs de Santi Álvarez (Renault Maxi 5 Turbo) en “El Moral” y de José María Ponce en “El Edén”, finalizaba el primer bucle con García-Roady al mando de la general con una diferencia de tres segundos sobre Aythami, a cinco de éste José María Ponce, que a su vez distanciaba en 9 segundos a Juan Alfonso Rodríguez, cuyo Renault 5 GT Turbo bimotor funcionaba en esta ocasión como un reloj.

La segunda pasada por “La Montaña” era un inmenso pedregal tras el paso de más un centenar de coches y veinte motocicletas. Manuel Acosta abandonaba con el radiador perforado en el Toyota Corolla, Luis Monzón con avería de motor en el Toyota Corolla 4WD; Raúl Santana se quedaba sin la propulsión trasera, lo mismo que ‘Tato’ Suárez en el Toyota Land Cruiser; José María Ponce perdía más de un minuto por rotura de palier… El scratch era compartido por Aythami Alonso y Santi Álvarez, que ocupaban este orden en la clasificación general separados por 12 segundos.

En el siguiente tramo “El Moral-2”, cede la mecánica del Metro de Roady, al tiempo que Santi Álvarez acorta a solo tres segundos su diferencia con Aythami Alonso, relevándole en la general al imponer la potencia del Renault Maxi 5 Turbo en el rápido trazado de “El Edén” y acariciando la victoria a falta de la última pasada al Circuito Islas Canarias, pero en la arrancada Santi se queda con la palanca de cambios del Maxi 5 Turbo en la mano y abandona al quedarse en punto muerto sin poder engranar ninguna marcha.

Así llegaba el primer triunfo en rallies de un joven Aythami Alonso, copilotado por Juan Llinares, y que al final de esa temporada iban a proclamarse campeones regionales en base a una mezcla de rapidez y regularidad, apoyados en la fiabilidad del Mitsubishi. De hecho el Montero Proto de José Luis Rivero terminaba segundo.

Tercero Juan Alfonso Rodríguez, al que un pinchazo le impidió estar más cerca del Proto de Japón Motor. Bernabé González terminaba cuarto con el Citroën AX 4x4, siempre con la amenaza del ‘matagigantes’ Subaru Justy 4WD pilotado por Ciriaco Herrera, seguido de cerca por Carlos Alonso-Lamberti, ganador en 2RM con el Opel Kadett GSi, protagonizando una gran segunda parte del rallye, favorecido también por el pinchazo que sufría Anselmo Vera en el Volkswagen Golf GTI.

José María Ponce recuperaba parte del tiempo perdido y finalizaba en séptima posición, con siete segundos de ventaja sobre Nicasio Montesdeoca, otro hombre sin suerte con el Citroën Visa 1000 Pistas. Un súper efectivo Santiago Santana “Chaguín” ganaba la División 1 y Enrique Rubio cerraba el top ten a los mandos del Subaru Justy 4WD.

La Copa Seat Marbella estuvo muy disputada entre el tinerfeño Melchor Luz, el grancanario José Manuel Medina y el también tinerfeño Francisco Martín (PJ Elvis) terminando en este orden en un puñado de segundos.

Mala suerte para los dos jovencísimos representantes de la Escuela de Pilotos Domingo Alonso, ya que Flavio Alonso, tras unos estimables tiempos iniciales con el Volkswagen Polo, abandonaba tras rodar pinchado y dañar las suspensiones, mientras Sergio Santana rompía el embrague del Opel Kadett, abandonando ambos tras el tercer tramo.
Página 1 de 1   
Comentarios · 2
2 · Pachico 09-11-2019 22:31 h.
Es que el copiloto mide 2 metros
1 · Jaime 09-11-2019 21:56 h.
La foto que se supone que es Aythami parece más Avero de coña, muy bajo va para ser él
Página 1 de 1   
Su comentario: Normas de Uso

Nombre: 
  
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Motor2000.net.
  • No se permiten comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Motor2000.net se reserva el derecho de eliminar comentarios que considere fuera de lugar o inadecuados, sin previo aviso.
  • El envío del comentario supone la aceptación de la Política de Privacidad.
» No pueden realizarse más Comentarios. Gracias por su visita.
Contactar   |   Añadir a Favoritos   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal
Ediciones Especializadas del Motor, S.L. © Copyright 2019 - Todos los derechos reservados
Cerrar
Imagen de la Noticia